¿Con qué temperatura se debe lavar el cabello?

Seguramente muchas ya han escuchado y hecho eso de enjuagarse con agua fría al final del lavado del cabello. Pero, para las que no están al tanto, les cuento que utilizar agua fría hace que el cabello luzca más brillante, porque eso ayuda a cerrar la cutícula y así se refleja con más facilidad la luz en el pelo. A mí ese método me funcionaba bien y me sirvió para preguntarme ¿A qué temperatura hay que lavar el cabello? A continuación, la respuesta.



¿Cuál es la temperatura que debes usar para lavar el pelo?


Hace unas semanas se me ocurrió hacer un experimento que consistió en lavar mi pelo con diferentes temperaturas de agua, caliente, tibia y fría. De esa forma, busqué corroborar por mi misma cual es la mejor opción para lavarse el cabello. 

Hice 3 lavados con cada temperatura: 3 lavados con agua caliente, 3 lavados con agua tibia - ambiente y 3 lavados con agua fría. Debo decir que con los extremos fue difícil el lavado, porque con agua caliente mi piel sufre ya que soy sensible y con agua fría me costó mucho porque últimamente hace mucho frío, pero fui valiente y lo hice igual jaja. La rutina que seguí no la modifiqué, ocupé mis productos de siempre, sólo cambié las temperaturas.


Resultados de lavar el pelo con agua caliente


La temperatura que usé para este lavado fue de unos 40 grados, lo medí con un termómetro para saber bien. 

Los resultados con esta temperatura fueron solamente negativos. En primer lugar, a mí nunca me ha gustado lavar el pelo con agua caliente, porque ya había notado que mi cabello quedaba horrible y ahora lo volví a confirmar con este experimento.

Con el agua caliente mi pelo queda con frizz, utilice el producto que utilice, y además, el cabello queda seco. Encima, con el paso de los lavados sentía que el pelo se me ensuciaba más rápido, eso pasa porque el agua caliente activa la producción de sebo del cuero cabelludo, además de que queda muy sensible. También, noté que se me caía más el cabello, por ejemplo, cuando lo peinaba quedaban más cabellos en el peine.
Otra cosa, con el paso del tiempo, al lavar con agua muy caliente, el cabello se puede debilitar y romperse con más facilidad, y ni hablar del aumento de porosidad que las altas temperaturas pueden provocar. 

Para finalizar con esta temperatura, quiero agregar que al utilizar agua caliente se pierden las proteínas del cabello con más facilidad y lo mismo pasa con los emolientes. 


Resultados del lavado del cabello con agua tibia


La temperatura que usé en esta ocasión fue de unos 16 a 20 grados, bastante agradable la verdad.  

Estas son las temperaturas con las cuales me suelo lavar el cabello y me funcionan muy bien. De esta manera, no sólo no se me irrita el cuero cabelludo, sino que además noto que mi cabello brilla más y se ve mucho mejor. 
Al lavar el cabello con agua tibia puedo evitar el frizz y la sequedad. Además, cuando uso aceites naturales, el agua los retira bien, sin sacarlos del todo, y tampoco queda el pelo pesado. 

Algo muy importante, esta temperatura no hace que se me caiga el cabello, ni hace que se produzca más sebo de lo normal y no aumenta la porosidad.  
Por último y muy importante, al enjuagar con agua fría no se notan grandes cambios en cuanto al brillo, es decir, con agua tibia ni siquiera hace falta el enjuague final frío.


Resultados de lavar el pelo con agua fría


En este caso la temperatura que usé fue de unos 10 grados y no fue muy agradable, ya que hace bastante frío últimamente por acá, en verano hubiera estado un poco mejor.

Los resultados que obtuve no fueron ni tan buenos, ni tan malos. En primer lugar, el cabello me quedaba igual de brillante que con el agua tibia y si usas secador te dará un poco de frizz, porque los cambios de temperatura afectan en ese sentido. 
Por otro lado, al lavar el cabello con agua fría no se retira bien los aceites naturales que hayamos usado, ni los del cuero cabelludo tampoco, a no ser que te laves el cabello con un shampoo muy astringente, pero ahí ya tendríamos que considerar las contras de usar ese tipo de productos. Esto a la larga puede provocar que la suciedad se acumule sobre todo en las raíces, lo cual las puede debilitar y hacer que se caiga el cabello con más facilidad. Aunque, yo en los 3 lavados que me hice con agua fría no noté más caída, pero con el tiempo eso puede ocurrir. 


CONCLUSIÓN

Como pueden notar, la temperatura ideal para lavar el cabello es la tibia ya que limpia bien sin deshidratarlo, dará brillo y será muy confortable de usar. Y debo decir que un cabello normal con porosidad baja el agua tibia es muy buena para mantener el buen estado capilar y será muy buena también para cuidar los cabellos dañados. 

Con este experimento también pude comprobar que los enjuagues con agua fría no son tan necesarios si utilizamos agua tibia. Además, tengan en consideración que al agua fría no disminuye la porosidad ni nada de eso. 
Con respecto al agua caliente, como habrán visto, es muy perjudicial para el cabello y el cuero cabelludo. Por lo tanto, si buscan elevar el nivel de cuidado de sus cabellos, eviten las altas temperaturas del agua y verán los beneficios.

COMENTARIOS

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

© Copyright 2018 Cuestiones de Mujeres By C. Website by Way2themes